El último lunes

Copiar referencia

El último lunes

¡Tal terror que no puedo comprender! Todo está perversamente trastocado.

¿Qué le está pasando al mundo? Es demasiado para mí.

Desde hace 5 días, el último lunes precisamente, los espíritus ya no se esconden en cementerios ni en viejas casonas embrujadas, se arrastran libremente por la tierra. 

No puedo dormir. Dondequiera que miro los veo y ellos también me ven. Intento huir, pero no hay adónde ir.

¿Están en mi cabeza haciéndome alucinar? No puedo concentrarme en nada y no puedo pensar con claridad.

¿Dónde estoy? ¿Qué está pasando?

Estoy tan asustado. ¿Por qué están ellos aquí? ¿Para qué vinieron? ¿Por qué no me dejan en paz?

Intento gritar pero no sale ningún sonido de mi boca. Intento correr pero estoy atascado.

Los espíritus me rodean. ¡Están cada vez más cerca!

¿Qué me han hecho? ¡Es demasiado para mí! Mi corazón está acelerado y siento que me voy a desmayar. Siento un dolor profundo en el pecho.

¿Qué está pasando? Parece como si mi pecho estuviera partido en dos. Quiero gritar pero no puedo. Estoy demasiado débil y el dolor es indescriptible.

Siento que me estoy muriendo pero de otra manera, es un sentimiento continuo que no culmina en paz ni desemboca en nada desconocido.

No hay más que espíritus alrededor y solo puedo encontrar una explicación: Hace cinco días, cinco días sin dormir, desde el último lunes precisamente; yo también me convertí en espíritu.

¡Tal terror que no puedo comprender! Todo está perversamente trastocado. ¿Qué le está pasando al mundo? Es demasiado para mí. Desde hace 5 d...


6 comentarios: